Funcionamiento de la climatización de los techos radiantes

Los techos radiantes de Zehnder funcionan conforme a un principio natural, similar al efecto térmico del sol: la radiación solar directa de un frío día invernal produce una sensación de calor que, a pesar del frío aire ambiente, resulta muy agradable.

El efecto térmico del sol se produce a través de ondas electromagnéticas. Al entrar en contacto con el cuerpo humano, esa energía se transforma en calor. La calefacción por techo radiante de Zehnder funciona según ese mismo esquema.

El efecto refrigerador de los techos radiantes se basa en el mismo principio: en este caso, las personas y los objetos que se encuentran en un espacio desprenden su calor a los techos radiantes fríos.

Calefacción por techo radiante

Refrigeración por techo radiante

El funcionamiento de la calefacción es tan simple como eficaz: el techo radiante se calienta mediante agua caliente e irradia energía por todo el espacio. Al entrar en contacto con el cuerpo humano o con los objetos, esta energía se transforma en poder calorífico.

Todas las medidas para lograr una calefacción barata y eficiente pueden aplicarse para la refrigeración. El agua fría fluye por el techo radiante y enfría el aire caliente que asciende,