Refrigeración por techo radiante - Placas radiantes como techo refrigerador

Cuando se utilizan como sistema de refrigeración, los techos radiantes están dotados de un circuito de agua fría. Tan pronto como se enfrían, las personas y objetos que se encuentran en el espacio irradian su calor hacia el techo frío y se produce de inmediato un claro efecto de refrigeración. Este efecto consiste en que el aire caliente del espacio interior asciende al techo, allí se enfría y baja de nuevo al espacio.

Para obtener una refrigeración de gran eficiencia mediante un techo radiante, por lo general y en la práctica no es necesario prever un gasto energético comparable al de una bomba frigorífica. Por ello, la refrigeración por techo radiante es un sistema de climatización para espacios, naves y edificios que permite ahorrar energía. Para garantizar una refrigeración eficaz por techo radiante, por lo general basta con utilizar como agente refrigerante agua freática, que no supera de una temperatura de 12ºC.